Translation, Interpreting and Multimedia Services in Oakland, California. Info@CacaoRock.com

Here at CacaoRock we have been translating technical papers, accounting and financial texts, software, immigration certificates, adoption letters, books, movie scripts and official foreign documents for a long time. We even worked translating documents for the military and creating movie subtitles! What is so special about our English to Spanish translations? Our localization skills. Besides our accuracy, we are able to apply to these translations the neutralism of standard Spanish or specific Spanish-speaking countries. For more information about our rates, our previous work experience and how can we help you, contact us via email at Info@CacaoRock.com or visit our ProZ.com profile page.

Listen To CacaoRock Online Radio, our radio station!

 

Support This Radio Station!


Via
PayPal

 

We are on Instagram , Tumblr, and We also have music on 8tracks!

 

Monday, January 25, 2010


Hace 20 años, en un balneario del sur del Perú llamado Boca Del Río, cerca a la ciudad de Tacna, inventé a Emilio Cacao como un personaje de caricaturas sin muchos objetivos en la vida; más o menos como me sentía yo en aquella época. Estaba terminando la secundaria -o preparatoria- y me pasaba la mayor parte del tiempo triste o melancólico, aunque no lo pareciera. Me la pasé dibujando personajes en situaciones incómodas sólo para sentirme mejor conmigo mismo.

Lo dibujaba por todas partes y un día a mediados de 1990, mi último año en la secundaria, un sacerdote jesuita dijo que el dibujo de mi personaje reflejaba una alienación terrible: sin orejas, sin boca y ojos cubiertos por lentes de sol: el perfecto insensible e indiferente ante la realidad. Caray, le había dado en el clavo a algo. Al menos no dijo que le parecía “bonito”. Eso hubiera sido lo último que yo hubiera querido. El personaje y sus amigos son mucho, muchísimo más complejos de lo que mucha gente, y yo, creemos. Los lectores me han escrito comentarios y correos llorando de alegría y de rabia. Ambas emociones me emocionan. La indiferencia es lo peor que le pueden hacer a un dibujante o músico, como yo.

Pero la idea no era mala, al contrario. Estoy seguro que nadie dibuja como yo. Hace exactamente 11 años se me ocurrió poner a Emilio Cacao en la Internet para ver qué pasaba, ya que intenté sin éxito ponerlo en las páginas de la prensa peruana. Quería ver qué tal respuesta obtenía y, aunque no fue cataclísmica, si obtuvo seguidores fieles que leen hasta ahora mi página Web (la que ustedes están leyendo, CacaoRock). Decidí expandir la idea de Emilio Cacao no sólo en caricaturas sino en artículos sobre música, arte, sonido y, por supuesto, traducciones y localización, que es lo que he venido haciendo desde algún tiempo. Lo dibujo de cuando en cuando y los trabajos están enumerados en la etiqueta CacaoComics de este blog.


¡Felices 20 años, Emilio Cacao! ¡Felices 11, CacaoRock.com! ¡Feliz 2010 a todos!

0 comments: